Pussy Riot | Fotos gentileza Telam
 
MÁS  FOTOS / VIDEOS
2 Fotos
 
 
 
SITE MAP > Home / Arte / Pussy Riot
 
Pussy Riot
Rebelión en la Granja.
Por BKMag Staff - Septiembre 23 - 2013
Casi un año después, el caso de las activistas rusas sigue generando controversia, por lo que decidimos investigar cuáles fueron los primeros artistas en proponer una poética "queer" frente a una cultura donde la homosexualidad es aún considerada una enfermedad.

El 21 de febrero del 2012, cinco miembros del grupo punk rock y guerrilla-art  Pussy Riot realizaron una protesta performática adentro de la Catedral Cristo el Salvador en Moscú. La acción fue levantada instantáneamente a YouTube bajo el título "Plegaria Punk -Madre de Diós, haz desaparecer a Putin" y el video mostraba a las chicas de pasamontañas y calzas multicolor declamaban por más derechos para los miembros de la comunidad LGBT. Dos semanas más tarde, tres de ellas - la artista conceptual Nadezhda Tolokonnikova, la activista política María Alyokhina y la programadora informática Yekaterina Samutsevich - fueron arrestadas bajo los cargos de conducta moralmente indeseable.

Desde entonces, la opinión pública occidental y los grupos internacionales de derechos humanos tratan el tema con total ocupación, desagrado y penalización. Sin  embargo, este tipo de actitudes en contra las minorías sexuales suceden en Rusia desde hace más de dos siglos. Afortunadamente,  muchas de las víctimas de éste sistema de conducta encuentran en el arte un arma de defensa ante la marginalización, las torturas y las persecuciones. "Con el arte se puede decir lo que no se puede hacer", explica el artista siberiano Slava Mogutin, quien en 1994 se convirtió en el ícono gay ruso (junto al artista estadounidense Robert Filippini) al representar performáticamente el primer matrimonio entre dos del mismo sexo en su país.

"Conocí a Robert en una exposición de arte y decidimos organizar este matrimonio como un espectáculo artístico para  hacer tomar conciencia de la situación de los derechos de los homosexuales en Rusia". Fue así como Mogutin faxeó unas cuantas invitaciones a sus amigos, a periodistas y a algunas agencias de prensa en Moscú.

"Jamás esperamos que la repercusión tuviese tal magnitud", agregó en una entrevista concedida a DazedDigital. La acción se transformó en una pieza artística cuando tomó relevancia pública y, como consecuencia del poder de la imagen, Mogutin se volvió en una amenaza para los tradicionalistas valores rusos. Al igual que las Pussy Riot, al año siguiente lo intentaron arrestar y tras varias amenazas de muerte decidió escapar a Nueva York. 

¿No es irónico que un país que le debe tanto a la cultura homosexual apoye una ley que los discrimina como ciudadanos?

El mayor compositor de ópera rusa, Peter Tchaikovski,  también fue perseguido por su sexualidad y el suicidio fue el único modo de escapar de la opresión.  Alla Nazimova, la primera gran actriz rusa del cine mudo siempre estuvo acompañada por Gleska Marshall, incluso cuando fue adoptada por Hollywood por su imagen de femme fatale y se esparcían rumores sobre lujuriosas fiestas en su mansión, El Jardín de Alá, frecuentadas por sus amantes Dolly Wilde- y las actrices Anna May Wong y Eva Le Gallienne. Además, los dos pianistas más grandes rusos del siglo XX, Horowitz y Richter, eran gays. Así como lo eran los bailarines Nijinsky y Nureyev. Actualmente, entre los artistas que luchan abiertamente por los derechos LGBT rusos se encuentran el fotógrafo Alexander Kargaltsev y la editora de la revista de interés lésbico Agens, Milena Chernyavskaya.

Debido a la postura firme e indecoros que ha tomado Putin frente al Pussy Riot Gate, cada vez más artistas, personalidad del espectáculo y de la política se inclinan por la idea de boicotear las Olimpiadas de Sochi 2104, programadas para febrero del 2014.
 
 
 
 
MAS ARTE URBANO